Menú principal

Viernes Octubre 22, 2021

El poder de las Cifras

Espacio dedicado al análisis de hechos de interés general y coyuntuales a partir de las cifras asociadas a ellos, las cuales, muchas veces, tienen una gran influencia en la conformación del imaginario colectivo de la sociedad colombiana.

César Caballero es politólogo de la Universidad de los Andes con una especialización en Gestión Pública de la misma universidad y una maestría en Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Oxford, Inglaterra. Durante su vida profesional ha alternado el servicio público con la academia.

Actualmente trabaja como gerente de su firma Cifras y Conceptos S.A.

Como director del DANE durante la primera administración de Álvaro Uribe, se hizo célebre tras su dimisión al cargo después de que el Presidente le prohibiera revelar los resultados de la Encuesta de Victimización.

Fue decano de la Facultad de Ciencias Sociales y Empresariales de la Universidad Autónoma de Manizales.

Twitter del autor

@C_CaballeroR

Hilos temáticos:

Quiero plantear una hipótesis explicativa sobre el clima de baja legitimidad de nuestro sistema político y el grueso de las instituciones públicas: el grueso de los problemas actuales tiene que ver con la ausencia de una buena justicia y éste es un tema completamente relegado de las prioridades del gobierno y del foco de atención de la agenda pública.

El proceso de paz, por ejemplo,  tiene uno de sus momentos más difíciles y si bien hay avances y en medio de la incertidumbre la gente no quiere que se levanten de la mesa, está latente la gran inconformidad frente al tratamiento jurídico que recibirán los miembros de la guerrilla. Explicar las bondades y necesidades de un esquema de justicia transicional en una sociedad donde se siente que el grueso de la gente no la tiene, es un reto enorme, por no decir imposible.

La Corte Constitucional principalmente por el escándalo de Pretelt, pero no únicamente, está sufriendo una enorme crisis de confianza y eso  puede estar explicado porque en el centro del tema está la Tutela. Ése es el instrumento por excelencia con el cual los colombianos sienten algún nivel de acceso a la justicia, y lo que una parte de la opinión pública ha percibido es que un magistrado estaba vendiendo tutelas y por ello el fuerte impacto en la imagen de la Corte.

Ante este escenario el gobierno tramita una reforma de equilibrio de poderes, cuya norma realmente importante es la prohibición de todas las reelecciones. Pero frente a los problemas de la justicia no hace prácticamente nada. Hay normas que buscan corregir excesos de las altas cortes  pero no se presentan soluciones reales al problema de la justicia del grueso de los colombianos.

Por ello creo que parodiando la frase de Bill Clinton cuando en campaña le decía a su contrincante “it’s the economy, stupid”, hoy le quiero decir a los dirigentes que buscan explicaciones para el bajonazo del presidente en las encuestas: Es la Justicia!!!

 

 

 

Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Jue, 2015-05-07 12:36

.......................................Es la corrupción del estado !!!!........................................

Jue, 2015-05-07 10:40

Creo que el señor Caballero tiene razón, la justicia ha sido la cenicienta siempre. La reforma que se plantéa no hace nada por mejorarla, al contrario: busca dañarla más. Por ejemplo, traer de Venezuela la figura de un super gerente llamado Director de la Magistratura es un esperpento que no va a salir bien. Sólo a modo de información basta recordar que el Director de la Magistratura en Venezuela, que nombra a 25000 funcionarios, es Argenis Chaves Frias hermano del comandante Hugo. Extrapolando, ese cargo aquí resultará en manos de algún Pastrana, uribe, López, Lleras, etc. Es un poder inmenso, muy atractivo para los políticos

Añadir nuevo comentario